viernes, abril 27, 2012

El DVD

Juaniguis me trae un DVD pero aunque la caja parece original, el disco no, creo que tiene algo escrito a mano.


Jorge Portillo está en casa y se rié de mí porque estoy viendo algo en la televisión que no me gusta.

El vampiro y el sexo

Regreso a la escuela buscando mi grupo. Me encuentro con la maestra Helga, le pregunto por mi maestra Lucy, ella dice no conocerla, y me pregunta si estoy seguro y no me refiero a Veronika Sieglin. No, estoy seguro que era Lucy. Subo y bajo, entro a algunos salones, veo unas revistas.


El pasto de esta señora necesita que lo corte porque tendrá una fiesta. Desde afuera veo que la gente en la fiesta se desnuda y empiezan a tener relaciones. Como en la película del vampiro y el sexo, que cuando la veo, descubro que es explícito y hay penes y vaginas y no entiendo como pudos er posible que una película así estuviera tanto tiempo escondida.
Necesito gasolina y se la pido a Raúl. Pero después veo que queda ahí cerca y no hayque ir por ella en auto, sino a pie.
Antes de irme veo que empieza a lloviznar y le pido albergue a la dueña, a ver si me deja dormir en el cuerto con su hijo, pero ella me da un cartón para almohada y las buenas noches.
Enrique Lizalde me trae unos ladrillos rojos para decorar alrededor de unas plantas que están en una banqueta, y no sé como hacerlo sin que estorben cuando la gente pase.
Snoopy se me acerca, anda suelto pero no se va lejos. 

miércoles, abril 25, 2012

Pine Trace

Mami está en casa. No la veo pero se que está ahí. Le he preparado algo. 


Paso por casa de una vecina y sale una Sra hablando español. Me quejo de la administración de Pine Trace y entro a su casa, varias personas de color que también hablan español me escuchan. Les digo del asunto de la renta, cuando se paga antes del día primero cobran el cheque al día siguiente, pero si no se paga para el día 5, el día 6 ya tiene la persona una advertencia en la puerta de que tiene 10 días para pagar o se va. En eso estoy cuando alguien viene por la muchacha y me quedo hablando solo. Me salgo. 

martes, abril 24, 2012

Me abrazo a tu almohada

Estoy en Puebla. Una muchacha se me acerca a mostrarme unos audífonos que son como del tamaño de una moneda de diez centavos, inhalámbricos, y cuando me pongo uno en un oído, escucho la canción ALMOHADA de José José, pero a dueto con alguien.

domingo, abril 22, 2012

El perrito saltarín

Estoy en un lugar alto, quizás tratando de protegerme, pues veo perros por todas partes, y en eso veo que uno de los míos camina incesantemente como desesperado y que trae sangre en la cola, como cuando le hicieron su operación. Yo trato de que no vea a los demás pero cuando lo hace salta hasta abajo y no creo que haya sido capaz de sobrevivir semejante altura. 

miércoles, abril 18, 2012

Besos de telenovela

Corto unas florecitas blancas que parecen crisantemos pero cuyos pétalos son finitos como si se tratara de una brocha para rubor. Voy a preparar una sopa con ellas. Alguien se me acerca y le recomiendo haga lo mismo pero me dice que no, que después que hace con tanta sopa y le digo, bueno, un día le puedes agregar unos champiñoncitos picados, otro día nopalitos, otro día elote, y así... le vas dando variedad...
Hablamos de unas cebollas y me dice que porqué no tengo el negocio abierto todo el tiempo y le digo que es porque mis tías no lo pueden atender.


En casa, platicamos de televisión mientras vemos cualquier cosa y en eso llega Angélica Vale. Hablamos de calendarios y le pregunto que ella cuantos lleva, dice que 10. Uy! le digo, Maribel Guardia lleva 168, te va ganando por más de 150. Sí, dice ella, pero fíjate la calidad! Eso sí, le respondo, seguramente los compran los mecánicos por caja cinchada y ahí mismo se los reparten.
En eso, pasan por televisión a uno de los mascabrothers besando (qué actuación) a un luchador, y la cámara se acerca a las bocas y se ven las lenguas lamiendo y succionando labios y todo y le pregunto a Angélica, oye, y cuando un actor tiene que besar a otro, ya ves que fuera de cámaras muchos no se quieren acercar a otro hombre ni picándolo con un palo (me refiero que lo más cerca es lo que mide un palo de escoba) y ella se ríe. Dice que así es la actuación, y que se tienen que hacer cosas como esa aunque se sienta lo contrario.
En la tele ahora hay dos parejas y el mascabrother (creo que es Germán Ortega, el más feíto) explica la técnica mientras los otros dos se siguen besando con bastante sabor!!

Panqués de pasas

Ando en un Super y a la hora de pagar, me dice la cajera que las papas fritas tipo rufles que llevo en la bolsa ziploc valen más de 5 dolares. Las tomé porque ví que eran de 4.99. Le pido que se cerciore y me dice que sí, que estoy equivocado, tomé las papas que no eran. Como parece que allí venden todo en bolsas ziploc, le pregunto cuanto cuesta el panqué Bimbo de pasas, pero rebanado a lo largo. Lo señalo porque está arriba, en unos estantes atrás de ella.
Hay más paquetes de panqué en otra parte y voy a verlos. NO sé qué más llevo...

martes, abril 17, 2012

Hotel Sofía

En casa preparo café para los demás pero al salir olvido mis cosas. No regreso por ellas.
Salgo a la calle buscando a donde ir. Sé que estoy en Monterrey porque aunque reconozco algunos nombres, otros no, que deberían estar allí. Las calles se interrumpían como por una plaza de toros o un estadio. Como no veo otra solución, entro por la puerta de ese lugar, y de entre las personas que vienen saliendo veo a Alberto, es él, pero no es él, sino su papá por eso no me reconoce. Sigo caminando, las calles son oscuras y me dan miedo.
Por allí pregunto y me señalan un hotel, el Hotel Sofía. Entro. Alguien pregunta por una persona llamada Pablo. Otro hombre y yo levantamos la mano. Me dan el cuarto 67 y a Pablo Villalba le toca el 178. ¡Qu+e curioso! Trato de sacar mi cartera pero me dicen que se puede probar antes de pagar. Entramos al área de recepción y por allí una muchacha nos conduce hacia las habitaciones, y la mía, que está muy cerca a la oficina, tiene 3 camitas muy estrechas, dos hacia el fondo y una cerca de la puerta pero hay una gran planta enmedio. Los demás siguen, me imagino que a un segundo piso, en eso siento que me mojan los pies. Unas niñas trepadas en el techo tiran agua desde arriba de mi cuarto.
-----
Llego a mi casa pero veo que han cambiado la chapa. Entre mis llaves encuentro una que abre pero en eso escucho voces dentro y salgo y me escondo para que no me vean.
Dentro estaban la manager y algún ayudante. Ella me regaña diciendo que soy muy antipático y que tengo unos desplantes muy groseros.
La ignoro y me encuentro con una chiquilla cantando rap. Le comento que otra vecina también lo hace y le pregunto si la conoce. Deberían unirse en un dueto las negritas raperas. Ella no conoce a la otra, pero sabe que vive enseguida de donde vive Ramón.
Buscando esa casa salgo del vecindario y veo un letrero verde que dice avenida Soto Rangel.
Allí veo a un Sr. parecido a Don Eduardo Arozamena, acompañado por una Sra que me recuerda a Consuelo Segarra, ellos saben de un atajo para entrar al vecindario sin caminar tanto y trepan a un poste de metal que parece ser de una lámpara. Tengo miedo que se caigan pero son muy ágiles y de ahí trepan a una barda y saltan. 
Cuando yo apenas voy en la parte saliente donde está la lámpara, sale alguien parecida a Audra Lindley a hablar con ellos. Yo estoy que me caigo y no, porque ese tubo no creo que me resista mucho. Me dejo caer en la barda, pero de ahí no me bajo.

lunes, abril 16, 2012

Que no maten a Salma!

En casa preparo café para los demás pero al salir olvido mis cosas. Busco el Hotel Sofía. Las calles se interrumpen como por una plaza de toros o un estadio. 

Veo a Alberto, pero no es él, sino su papá. Las calles son oscuras y dan miedo. Al llegar al hotel, me dan el cuarto 67. A Pablo Villalba le toca el 178. Se puede probar antes de pagar. La habitación tiene 3 camitas muy estrechas. Yo entro y los demás siguen, a mí unas niñas casi me mojan los pies con agua que tiran de arriba.

...
La misma casa tiene ahora nueva llave. Busco a la manager para reclamarle pero me detengo a observar a unas negritas raperas que están por la avenida Soto Rangel.

Cuando llego a la casa, veo a Eduardo Arozamena y Consuelo Segarra, pero no puedo entrar. Si quiero ver a Audra Lindley tendré que saltar la barda, trepando primero por un poste o un farol que está en la banqueta.

sábado, abril 07, 2012

Colchones giratorios

Salgo de una tienda de comics sin comprar nada.
Me fuí caminando con mis perros a visitar a Juan y Mariana. Por allí ví a un perro café nadando, agarré un palo por si las mosacas, pero el perro salió y se fué. Después lo vi con otro perro más pequeño, de color negro trepado sobre el lomo, parado, como si fuera un acto circense, corriendo en la distancia.
No estaban Juan ni Mariana, pero habían construido en la parte de abajo de su casa, un área de la cual salían dos colchones que daban vuelta como en una ruda de la fortuna. Creo recordar que antes, tenían a cada lado, en lugar de colchones, unas mesitas con una televisión o algo. Entro, y ahí veo a mucha gente, incluso de mi familia. Creo que está Diana, y alguien me señala hacia unas sillas, donde están tía Pepa y tía Julia. Voy corriendo hacia ellas a abrazarlas, Mi tías! les digo y después sigo con la visita porque nos ofrecen algo de comer.
Entonces se levanta tía Julia y veo que trae, de cabeza a los pies, una especie de mameluco como de media, que además le queda algo grande, y en la parte de atrás de la cintura, una como cangurera que le hace bulto. No entiendo la razón, aunque hay mucha gente que llega a cierta edad en la que se comportan de manera extraña, si ella cree que no se le nota, sí, sobre todo en las manos porque esto no tiene dedos y además se le arruga en los codos y rodillas.
Total, que llegan los dueños de la casa y me convencen de treparme al colchon para dar una vuelta. Siento como que hay varios colchones por si me caigo de este, veo la parte de abajo bellamente decorada. Después doy otra vuelta con ellos, con Juan y Mariana y algunos de sus niños y led digo, saben que sería mejor que ete colchón? Algo más plano y más grande como en futón o algo. Mariana dice que fueron muy afortunados en poder hacer esto aquí, porque allá no se los hubieran permitido (me imagino que donde vivían antes). A mí en lo personal no me gustaba la idea, porque no se podía cerrar la casa, o al menos esa área. 
En una especie de iPad, veíamos una sátira de supermán donde estaba él y du familia, incluyendo al abuelo, todos vestidos en color azul con unos protectores exteriores adelante, pero el Supermán era el más grande, después, ya viéndolo más de cerca, era porque dentro estaba un pequeño ser masajeando su pene azul, de forma muy profesional.
Por allí llegaron en un jeep unos actores que andaban grabando una telenovela, entre ellos reconocí a Marcos Méndez y en la casa hablábamos de la onda ''happy'' que aquí había causado furor hace más de 10 años y en México apenas la estaban adoptando. Les comenté que además de lo que estábamos viendo, yo ví en CAMALEON a un muchacho con un ojo pintado en ese estilo y con una pluma. Por fin puedo platicar con esta muchacha (que se parece a Danny Perea) de algo que ambos sabemos.
Mariana ofrece un cataLógo de uñas LUMINIQUE, y ahora me imagino que será gracias a eso que han hecho las remofelaciones a su casa.